Un poema de mierda para una relación de mierda

Estándar

He tratado de cagar concentrado en la tarea, es decir, he tratado de cagar, CAGANDO.
Y parece algo simple cuando no tienes nada en mente.
Pero yo te tengo a ti, y eso me jode.

Me explico, cagar es simple cuando no tienes trescientos veinte productos que me recuerdan que te pasabas más tiempo en el baño arreglándote que conversando conmigo.
Y sobre todo, que la mayoría estaban tan poco gastados como tus abrazos.

Cagar es simple, siempre y cuando no venga tu imagen a joderme, y me pille con los pantalones bajados, tu recuerdo en mi memoria, y sin lápiz.

Tengo que escribirte un poema y tengo dos opciones: Rimmel o pintalabios. El rimmel no, que se corre, y tú y yo hace mucho que no nos corremos juntos. Probablemente porque tu rimmel se corre en otras camas, y el baño y yo, además de para cagar, tenemos otras citas en tu ausencia.

Descartado el rimmel, y el pintalabios que ha besado otras bocas que no eran la mía, me he decidido por el lápiz de ojos. Un lápiz es un lápiz, y papel, por culpa de mi falta de concentración al cagar, creo que tengo suficiente.
El caso es que al irte podrías haberte llevado el perfume, porque el otro día cuando lo vi, tuve la puta ocurrencia de estrellarlo contra el suelo. Y ahora al entrar en el baño te metes en mi nariz como una raya de eau d´ ruptura,
y ni puedo cagar, ni sacarte de mi vida.

También podías haberte llevado el champú, la mascarilla, el abrillantador de pelo y otros tantos productos que hay en la ducha. Te juro que he dejado de ducharme porque no tengo sitio para poner los pies, y no entiendo la diferencia entre mi champú del día y el producto ese que me deja la piel como la calva de Don limpio.

Eres tan insufrible, que la mayoría de las toallas saben a ti. Y digo saben porque he probado todos los productos de la ducha, y ninguno se queda tan incrustado en mi lengua como los besos que tú me dabas.

¿Y sabes lo que más me jode?
Que me acabo de dar cuenta de que te has marchado de verdad,
y que por tanto odiarte y escribirte, ahora que por fín puedo cagar,
no tengo papel y el retrete se ha atascado con tu recuerdo.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s